EMPATE CON SABOR AMARGO: MARTÍNEZ

34

Jorge Martínez Merino, técnico de Gavilanes de Matamoros,  se vio molesto luego de que Leones Negros les sacara el empate luego de que iban ganando 2-0 porque desde su punto de vista hasta pudieron perder por la actitud de sus jugadores.

“Fue un empate con un sabor de boca amargo, con sabor a derrota por la ventaja que se tenía durante los primeros 45 minutos. Para ser sinceros se pudo perder el juego.”

Jorge Martínez habló sobre la actitud de sus jugadores. “Algunos de ellos sacaron el nerviosismo cuando el partido se tornó más complicado y se escondieron, pero son cosas que se deben de trabajar durante la semana.”

También destacó que durante la semana algunos integrantes del equipo se mostraron agrandados y  daban por hecho que se traerían los cuatro puntos aún sin haber jugado el partido, caso contrario al que se vivió. “El esfuerzo debe de ser parejo, sino lo hacemos no vamos a llegar a ningún lado.”

Además el técnico de Gavilanes se llevó una lección importante durante el partido. ”No hay momentos para relajarse en  ningún partido, en diez minutos nos empatan y pudimos perder el juego. Esta división es muy difícil, ellos hicieron un poco más de fútbol sobre nosotros. Hay que hacerle entender a los jugadores que no hay tiempo para relajarse.” Concluyó Jorge Martínez Merino.