ORIZABA Y CRUZ AZUL HIDALGO DIVIDEN PUNTOS

    150

    BOCA DEL RÍO, VER.- Los Albinegros de Orizaba alcanzaron a recuperarse para empatar 1-1 con los Cementeros de Cruz Azul Hidalgo, pero sin poder impedir que el cuadro cementero pudiera salir bien librado de la aduana jarocha en duelo celebrado en pleno corazón del puerto veracruzano en el estadio Luis “Pirata” Fuente.
    Los goles del encuentro fueron anotados por Miguel Arreola por los Albinegros y por los cementeros Norberto Rosales, quien puso adelante el cuadro visitante, pero al final los locales alcanzaron el empate.

    Con anotaciones generadas en la parte inicial, primero por Edson Navarro de los celestes y minutos después por Miguel Arreola de los albinegros, el juego de la jornada cinco en la liga premier resultó entretenido para los aficionados que siempre alentaron a los orizabeños.

    Con este resultado los representantes de la verdadera cuna ponen sus números en ocho unidades, producto de dos victorias, dos empates y una derrota, con una diferencia de goles de más uno, esto luego de ocho anotados y siete recibidos, resaltando que mantienen el invicto jugando en calidad de locales.

    Tardaron 19 minutos en generar la primera acción de gol y fue para los bicolores, quienes tras llegada por la banda izquierda metieron fuerte disparo en los pies de Alan Islas, dando el portero celeste un buen manotazo que dejó la redonda a merced de Gaspar López, quien ante marco abierto no tuvo fina la puntería y la mandó por un costado.

    En el 24 los celestes abrieron el marcador, cuando tras una buena acción de paredes Edson Navarrete culminó la jugada con disparo cruzado que venció a Norberto Rosales para el 1-0 en los cartones.
    Cerca de la media hora la Máquina dejó escapar la segunda anotación, esto en la persona de Raúl Varela, quien tras bajar largo trazo se encaminó en mano a mano y aunque llevaba a un compañero desmarcado, resolvió con tiro desviado.
    La igualada en el marcador llegó al 31, en una nueva acción de pelota parada que generó centro al área, lugar donde apareció Miguel Ángel Arreola para pelear la pelota a la defensa y meter el testarazo que ingresó a la portería pegado al poste, en un justo uno a uno.
    Antes de finalizar la primera mitad ambos cuadros buscaron la diferencia en el marcador, pero ninguno pudo hacerse presente de manera seria en portería rival.
    Para la parte complementaria los bicolores salieron con su mismo once de inicio, mientras que la visita ingresó a David Pacheco en sustitución de Marco Rojas.
    Con unos albinegros comiéndose el terreno de juego transcurrieron los primeros minutos de la segunda mitad, al tiempo que el calor y la humedad comenzaba a hacer estrago en la visita.
    Una pelota parada para Orizaba al 84 generó peligro, cuando tras ser rechazada por la defensa la recentró Juan Carlos Irene para Omar Zaragoza, quien usando el recurso de la media tijera puso su remate apenas por un lado.
    Con unos celestes volcados al frente y con cuatro acciones de pelota parada consecutiva en su favor terminó el encuentro ya sin anotaciones y con un salomónico empate a un gol.