SIN PRETEXTOS: MORA

35

El director técnico de los Leones Negros, Víctor Hugo Mora, aseguro que la derrota con Mineros de Fresnillo no tiene pretextos y que al final es parte del crecimiento de su joven equipo.

 

“No es la mejor forma de madurar, de crecer, pero esperamos que estos jovencitos maduren lo más pronto posible para empezar a pensar hacía arriba”, dijo.

 

-¿Un marcador que se ve escandaloso, no creemos que sea la realidad entre ambos equipos en una derrota dolorosa?

 

Si es una derrota dolorosa, creo que al final es parte de la formación de estos muchachos, nos costó trabajo adaptarnos, sobretodo caímos en el juego que ellos estaban buscando y fue ahí donde nos equivocamos y al final nos trajimos esta triste derrota, bien merecido para ellos y esto nos debe servir para que los muchachos maduren lo más pronto posible, superando este tipo de situaciones y al final es trabajo.

 

¿Qué le faltó a Leones Negros?

 

Empezamos bien, el partido estaba controlado, pero empezamos a caer en desesperación, en pelotazos, pero este equipo no lo hace, ellos buscaban eso, de ir a pelear por arriba, chocar, balón parado y fue donde el equipo sufrió, nos entrelazamos en eso y al final es el juego que no buscamos, pero son experiencias que debemos asimilar y darnos cuenta de que no podemos cometer esos errores.

 

¿La derrota fue un accidente o parte del crecimiento?

 

Es parte del crecimiento, el rival nos ganó bien, nosotros tenemos mucho que aprender, mucho que mejorar, el torneo será difícil, hay equipos que están armados para competir arriba en la tabla, nosotros estamos armados para formar jugadores, estamos armados para dar buenas satisfacciones, estamos pagando el noviciado de algunos, esperamos que el resultado no se vuelva a repetir

 

¿Te sorprendió Mineros?

 

Es un equipo con edad al límite, tratando de generar más cosas arriba, pero no hay pretextos, sin excusas, aprender de las cosas malas, eso se lo digo a los jugadores, que hay que ver hacía arriba, tomar lo bueno o lo malo de este resultado, son momentos que nos podían pasar.

 

¿Un gran aprendizaje?

 

Claro, este tipo de resultados nos abren más los ojos, nos hace detectar lo malo y potenciar lo bueno, así que ellos saben que para crecer tienen que aprender, quizá no es la forma correcta, pero es parte de la maduración.